Profesores de la Universidad Autónoma denuncian graves anomalías académicas, administrativas y violación de la Convención Colectiva en la institución

Comunicado del Sindicato de Profesores de la Universidad Autónoma Sinprofuac:

Bogotá.

El sindicato de profesores de la FUNDACIÓN UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE COLOMBIA SINPROFUAC rechaza vehemente que el Presidente Eduardo Hoyos Villamizar, violando los reglamentos, esté traspasando el modelo de gobierno y dirección colectiva que ha sido vigente en la existencia de la FUAC, con el silencio cómplice, o cuando menos timorato, de los restantes miembros del directivo. Esto, en cuanto ha excluido al Consejo Directivo de decisiones y nombramientos importantes, desconociendo y usurpando sus funciones, lo que se acentúa con la continua cancelación de las sesiones, que por reglamentos deben ser semanales, lo que golpea nuevamente la vocación democrática de nuestro claustro.

SINPROFUAC felicita a los profesores de Derecho Público y Laboral, en particular, los esfuerzos de los profesores Luz Dary Naranjo, Dídima Rico, Diego Baracaldo, Martha Casas y Olga Amaya, por los logros materializados en la obtención de los registros calificados de dos nuevas maestrías para la Universidad, resultados que ahora el actual presidente pretende arrogarse, desconociendo esfuerzos anteriores a su aterrizaje en la Fuac, lo cual resulta lamentable, por decir lo menos, como lamentable resulta también, la denigrante salida y trato que se les dio a algunos de estos docentes por parte de la actual administración, despidiéndolos o remplazándolos con personas ineptas, no calificadas, o sin el perfil apropiado para ejercer el cargo, pero dispuestas a callar ante las políticas persecutorias, o lo que es peor, a apoyarlas servilmente, en lo que sigue siendo el pago descarado de favores políticos con recursos de la Universidad.

Nuestra Organización Sindical persiste en denunciar este continuo desastre y desdén académico y administrativo, como también la persecución y violación de la Convención Colectiva, situación que está llevando a la FUAC por un camino sin retorno hacia el descalabro calculado y la liquidación por parte de esta administración.

Así mismo, enunciamos pública y enfáticamente, otro caso de descarado acoso laboral a los líderes profesorales, como fue el sucedido la semana pasada, orquestado por quien funge como flamante l Asesor Financiero y jefe de la Unidad de Talento Humano, Darío Hurtado Castaño, quien con la complicidad disfrazada de asesoría del abogado externo Guillermo Rodríguez, realizaron un ilegal procedimiento de descargos por falta presunta falta grave contra el profesor y presidente de nuestra organización sindical, CARLOS HUMBERTO ZAMBRANO ESCAMILLA, con la pretensión de disciplinar la actividad sindical y amordazar a sus voceros, violando la constitución y la ley y desconociendo lo pactado y reglamentado por la Universidad y SINPROFUAC y en síntesis vulnerando la libertad sindical de expresar y denunciar abierta y públicamente los sucesos que se han generado en la institución. Con su censurable comportamiento, estos funcionarios que pretendieron llevar a nuestro presidente de SINPROFUAC a un procedimiento de formulación de cargos, con el inocultable y repugnante propósito de acallar al sindicato, están transitando por las delgadas línea del código penal y de persistir en su punible comportamiento no vacilaremos en acudir ante la justicia penal para poner en su conocimiento tan descalificables comportamientos.

Por otro lado SINRPROFUAC recomienda a cada uno de los trabajadores docentes y no docentes de la FUAC, que en caso de ser citado a rendir descargos a TALENTO HUMANO, no acudir a esta diligencia dado que no son competentes, por el contrario, viola nuestra convención colectiva, situación que se está denunciando en el Ministerio del Trabajo y llevando a la justicia laboral ordinaria.

De otro lado, denunciamos ante la comunidad universitaria la conducta del presidente de la Universidad Eduardo Hoyos Villamizar, quien sin ninguna vergüenza, pretextando crisis financiera recorta derechos de los trabajadores docentes y no docentes, descaradamente ha presentado para aprobación del Consejo Directivo una propuesta de significativo reajuste salarial para él y para algunos de sus amigos, entre ellos para: Darío Hurtado Castaño, jefe de Talento Humano, Hernán José Romero Rincón, Rector y Vicerrector académico, Rene Mora, jefe de Planeación, y María Constanza Arias Jefe Oficina, de Comunicaciones y esposa de Jorge Ramírez hijo del Fundador Napoleón Ramírez y aspirante a ser Miembro Activo de la FUAC. Estas pretendidas y grotescas mejoras salariales, totalmente injustificadas, son impresentables en el actual escenario de crisis, máxime cuando la mayoría de los profesores hemos venido sufriendo una desmejora salarial y laboral, además de la persecución y acoso laboral.

Adicional lo anterior, un grupo de profesores de tiempo completo, de la cercanía del detractor sindical Jesús Darío Mora Calvo, encabezados por Carlos Ramírez hijo del mismo fundador mencionado anteriormente, pretenden una recategorización solo para ellos, la cual, bueno es recordarlo, ya había sido negada por el Consejo Directivo debido a la falta de recursos económicos para asumir los aumentos salariales, y ahora quieren revivir su excluyente pretensión, pasando por encima de las solicitudes de otros profesores con mejores credenciales, y conseguir de manera selectiva y particular estas recategorizaciones, que se llegaren a aprobar con ello se demostraría una vez más que al pago de favores políticos, compadrazgos y reparto de mermelada es la política de la actual administración.

Así mismo, necesario resulta poner de presente que la Administración no ha dado ninguna explicación sobre el deterioro y disminución de horas a los profesores de contrato a término indefinido en el presente periodo, y aunque se ha mantenido el número de estudiantes no se justificaría una reducción en las horas; además ha dejado de explicar la situación del prestamos de 5.800 millones en el que se incurrió en el segundo periodo del 2018; tampoco se explica el incremento en el déficit patrimonial que tiene la Universidad y que en el 2016 se tasaba en 6.800 millones, y que se ha acrecentado en este último año. Sumado a esto, el riesgo financiero inherente a los despidos masivos que ha realizado la universidad en ya algo más de 100 profesores en los dos últimos años.

SINPROFUAC apoya y aspira la acreditación del Programa de Derecho, como es el deseo todos los miembros de la comunidad Académica de la Autónoma, sin embargo, no duda que la salida de la Dra. Olga Amaya es otra agresión a este proceso por parte de la Administración, hecho que queda evidenciado con el lamentable papel realizado en la visita de Pares Amigos en días pasados, pues se evidencio por parte de esos pares la falta de compromiso académico producto de la toma de decisiones de corte politiquero nombrando a personas que no cuentan con la calidad o conocimiento para asumir en corto tiempo este proceso, circunstancia aunada a la lamentable situación en alguno registros calificados, que se evidenció con la negación del registro calificado del programa de Ingeniería Electrónica en el presente periodo y sobre lo cual tampoco se ha conocido mayor información.

Desde la organización sindical seguiremos luchando por la defensa de los derechos laborales del profesorado y denunciaremos las veces que sean necesarias tantas irregularidades que en la Universidad se vienen presentando y que están generando una situación bastante crítica.

Firmado: Junta Directiva.

Anuncios