Colombia:Asesinados por el ejército 18 insurgentes de las FARC-EP mientras dormían

No hubo combate sino bombardeo nocturno

Unos 18 efectivos de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, Ejército del Pueblo (FARC-EP), fueron abatidos este jueves en un bombardeo de las Fuerzas Militares en el suroeste colombiano. La información fue confirmada por el comandante de las FARC- EP e integrante de la Delegación de Paz en Cuba, Pastor Alape, quien detalló a través de su cuenta en Twitter que los miembros del grupo insurgente fueron asesinados “bajo la profunda noche y en pleno sueño, con bombas de 250 kilos sin oportunidad de combatir”.

El hecho se registró cerca del municipio de Guapí, al sur del departamento del Cauca, sobre la costa pacífica colombiana. Dos miembros del grupo insurgente resultaron heridos, de los cuales uno es un menor de edad. Alape condenó el hecho y lo calificó como un acto “aleve y degradante”. Ante estos hechos, el representante de las FARC-EP, insistió en que la tregua unilateral no es insostenible y se hace imposible.

“18 asesinados de la confraternidad insurgente hieren el corazón y alarman la razón”, indicó. Fuentes del Ministerio de Defensa expresaron que la acción se llevó a cabo mediante un bombardeo de las fuerzas militares, contra un campamento de las FARC en el municipio de Guapí. La medida fue tomada por el presidente, Juan Manuel Santos, en respuesta al ataque de las FARC el pasado 15 de abril, a una unidad militar en el corregimiento de Timba, donde murieron once miembros del ejército y más de 20 resultaron heridos.

“En la operación participaron tropas de la Tercera División del Ejército, aviones y helicópteros de la Fuerza Aérea y embarcaciones de la Infantería de Marina que custodian el Rio Guapi”, reseñó el portal El Tiempo.

El pasado 17 de diciembre las FARC-EP anunciaron un cese al fuego unilateral e indefinido, el cual entró en vigor el 20 de diciembre. Desde esta fecha, el grupo insurgente ha insistido en que el cese bilateral es el camino para lograr una paz duradera. «Con el paso de cese al fuego unilateral e indefinido que hemos dado, queremos dejar claro el mensaje de que no hay mejor manera de desescalar el conflicto, que llegar a la tregua bilateral, al armisticio como heraldo que anuncia el fin de la confrontación armada».