EEUU y UE lanzan en Libia agresivo plan contra gobiernos antiimperialistas

>El diputado Carolus Wimmer pide activar Cumbre ASA para evitar injerencia extranjera en esa nación africana

Caracas,23/02/01. Modaira Rubio/Especial FDA.- El diputado Carolus Wimmer, secretario de Relaciones Internacionales del Partido Comunista de Venezuela (PCV), alertó sobre la activación de un agresivo plan de EEUU y la Unión Europea (EU) contra los gobiernos y líderes mundiales que se oponen a sus políticas del dominio y control de los mercados, especialmente el petrolero, a raíz de los últimos acontecimientos en Libia y de las declaraciones emitidas por el mandatario Israelí y altos funcionarios británicos contra Venezuela.

“Está claro que el Pentágono y la Otan tienen sus manos metidas en la violencia desatada en el territorio libio. La irresponsable afirmación del canciller británico sobre la huída de Gadafi a Venezuela y los señalamientos del sionista Shimon Peres contra el presidente Hugo Chávez, a quien acusa de ser un elemento perturbador para el mercado energético, son la más fehaciente prueba de que se está tramando en lo político y en lo militar una estrategia para derrocar a gobiernos antiimperialistas”, destacó el parlamentario.

Estas maniobras de desestabilización que los analistas de derecha llaman el “efecto Cairo”, en referencia a la falsa revolución en Egipto, son en realidad el “Plan Cairo”, que busca dejar fuera del escenario internacional a todos los gobernantes que se opongan a la dominación imperialista. No por casualidad la UE aprobó 6 mil millones de euros para apoyar los «cambios democráticos» en el norte de África. Es decir, para financiar la injerencia.

“Tenemos la certeza de que el pueblo libio no quiere la imposición de un gobierno títere pro-imperialista en su país, y por ello debemos solidarizarnos para que se garantice la libre determinación y la soberanía de esa nación, que las decisiones no sean producto de un plan impuesto por las potencias sino por la voluntad popular”, manifestó Wimmer..

“Las petroleras están involucradas en la creación del caos y la ingobernabilidad en Trípoli. Libia es el noveno productor de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), alrededor del 79% de su producción va a Europa, por tanto se busca también desestabilizar este organismo”, explica Wimmer, quien preside la Comisión de Energía y Minas del Parlamento Latinoamericano Grupo Venezolano.

“El levantamiento popular puede estar justificado, hay desempleo y pobreza, eso es innegable. Pero es cierto que hay intereses trasnacionales que están manipulando el descontento para que ese país regrese a un Estado tribal, que puedan controlar a su antojo. Hemos visto en algunas fotos que los manifestantes llevan banderas de la antigua monarquía, eso no tiene nada que ver con un cambio democrático”, advirtió.

Por otra parte, alertó sobe el bloqueo comunicacional que impide obtener la versión de fuentes confiables. “Existe mucha desinformación.Vimos nuevamente que de no ser por Telesur, no tendríamos declaraciones oficiales, sólo las especulaciones de las agencias”, señala Wimmer.

“Recomiendo la activación de mecanismos multilaterales progresistas como la Cumbre ASA, para evaluar la situación en las naciones hermanas de África, a fin de evitar que bajo la excusa de la falta de gobernabilidad, se legitime una intervención extrajera directa en sus territorios”, destacó Wimmer, quien además recordó que esos mismos planes se han puesto en marcha aquí en Latinoamérica. “No olvidemos que eso han tratado de hacerlo aquí en Venezuela con el ensayo en la Plaza Altamira y hasta con el mismo caso de los supuestos huelguistas frente a la OEA”, recalcó.Ω