COLOMBIA: Terrorismo de Estado en Acción

DICK EMANUELSSON

Con los agentes del DAS-G3 en los talones

El “G3”, la sección ilegal del DAS, la policía política secreta de Álvaro Uribe, perseguía minuto a minuto al reportero sueco, DICK EMANUELSSON, durante sus cinco años como corresponsal en Latinoamérica con Colombia como base.

El Rostro del Terrorismo de Estado Colombiano documentado

Un Blog con 454 folios. Es el resultado de la documentación de una carpeta completa, donde consta que el DAS-G3, registró al periodista sueco. Los 454 folios pueden verse como un testimonio vivo sobre una política de terror, de persecución y de intolerancia total, promovida por un “señor”, autor  de la represión más salvaje que no obstante la impunidad que lo cubrío, sabemos que cada día  se acerca más al momento en que será juzgado por sus crímenes. Entre  ellos, haber ordenado la política de terror más cruento, contra todos y todas los que se negaron a aceptar su régimen fascista.
El enlace para ver folio por folio es: http://das-terror.blogspot.com/.
Abrimos el ARCHIVO de TERROR, MODELO COLOMBIANO.
D
esde el 2006, las cabezas de los jefes del DAS, Departamento Administrativo de Seguridad, han rodado unas tras otra. Fueron acusados y sospechados de haber cometido “el espionaje más horrendo, asqueroso y repugnante del mundo”, como resumió el veterano del periodismo colombiano, Juan Gossaín, director de RCN-radio, en un editorial del año pasado.
DAS obedece directamente las órdenes de la presidencia. El caso de persecución contra Dick Emanuelsson, se realizó durante el mandato del ex presidente Álvaro Uribe Vélez a través de su mano derecha, Jorge Noguera, quien fuera jefe de la campaña presidencial en la Costa Norte, en el año 2002 y a quien Uribe, una vez instalado en la presidencia, designara jefe de ese departamento –DAS.
Página 3 en la carpeta del DAS-G3 sobre el reportero sueco.
CLICK para tamaño más grande
Actualmente está acusado por muchos delitos contra la oposición, los más conocidos son los que se refieren a las llamadas “ Chuzadas” o sea,  las intercepciones de todo tipo de comunicaciones contra periodistas, integrantes de la Corte Suprema de Justicia y dirigentes del movimiento popular colombiano.
También está acusado por haber entregado en el 2005 a los Escuadrones de la Muerte, listas  con nombres y apellidos de personas opositoras. Estos escuadrones  actúan bajo la sigla AUC, monstruo creado por el estado colombiano. Muchas de esas personas fueron cruelmente masacradas.
 
Masacre de seis militantes de la Unión Patriótica (UP)
en Bajo Cumaral, departamento del Meta.  FOTO: VOZ

Fue ese año cuando el periodista sueco Dick Emanuelsson, acreditado desde octubre del 2000, en Bogotá, fuera amenazado de muerte. Amenazas, que por otra parte, aumentaron en el año 2005. Como consecuencia de esas intimidaciones, se vio obligado a dejar el país donde había llegado por primera vez en 1980.

Emanuelsson, dirigió sus pasos a Honduras desde donde sigue cubriendo los sucesos de Latinoamérica. También ahí ha sido y es objeto de hostigamientos y cacería de brujas por los medios ligados al golpe de estado militar del 28 de junio de 2009. Como en Colombia, el hecho de poner la lupa sobre el Poder Fáctico, tiene sus consecuencias.
En marzo de 2010, recibió del Colectivo de Abogados Alvear Restrepo (CCAJAR), una carpeta de 454 folios con su nombre; que no eran sino folios decomisados por la fiscalía colombiana en el allanamiento a las instalaciones del DAS en septiembre de 2009. El Colectivo representa el reportero sueco en cuatro procesos contra los ex jefes del DAS.
 
La carpeta de 454 folios.

En la carpeta estaba acumulada la documentación registrada por los agentes del DAS-G3 durante un corto lapso; noviembre 2004-octubre 2005. Es posible que haya muchos más documentos registrados sobre el corresponsal. La agente, Blanca Cecilia Rubio Rodríguez, encargada ante los jefes de la contrainteligencia de responder por la documentación del cineasta Hollman Morris y de Emanuelsson, fue registrada por las cámaras de video en la oficina del DAS, arrastrando por un pasillo del edificio, una carretilla llena de cajas. Fue en los días cuando la fiscalía realizaría el decomiso de los archivos de ese departamento.

En diciembre de 2005, Emanuelsson dejó el país que durante muchos años se había convertido en su segunda patria, Colombia. Es uno de 16 periodistas registrado y perseguido por los agentes del Terrorismo de Estado Colombiano.
Aquí un fragmento de sus vivencias en Colombia relatado por él mismo.
* * *
27 de JULIO 2005: El Subdirector de Operaciones, Carlos Alberto Arzayús y el Coordinador del “G3”, Jaime Fernando Ovalle, del entonces desconocido e ilegal  Grupo Especial de Inteligencia 3, se reunieron en el despacho del primero, en la sede del DAS, con tres oficiales y agentes. La agente, Blanca Cecilia Rubio Rodríguez, tenía en esa fecha dos misiones: organizar y presentar ante sus dos jefes lo documentado y registrado sobre los periodistas Hollman Morris y Emanuelsson.
 
CLICK para tamaño más grande

En esa fecha no me encontraba en Colombia sino en la redacción del periódicoNorrskensflamman en Estocolmo, diario fundado en 1906 y donde he trabajado desde 1980. El mes de julio, en Suecia y Europa, es el de vacaciones. Yo reemplazaba durante ese tiempo, a dos colegas, sin saber que la olla de los espías del DAS hervía en Bogota.

G3 FUE CREADO A PRINCIPIO DE 2003. ¿Por qué en esa época? Habían pasado pocos meses desde la instalación en la presidencia de Álvaro Uribe Vélez. Lo primero que hizo como presidente fue convocar un referendo sobre reformas constitucionales. Una de esas reformas daría derecho a los militares para hacer levantamiento de cuerpos en el campo de batalla con la guerrilla, tareas netamente judiciales y exclusivas  a la fiscalía y al poder judicial. Quiere decir que la propuesta de Uribe convertiría a uno de los dos actores de la guerra, en fiscal y juez a la vez. Pero Uribe se equivocó, ya que la oposición democrática logró que más del 80 por ciento del pueblo se abstuviera de votar, dejando en un tembladeral el umbral para ser legalizado. Todo ese paquetazo de artículos inconstitucionales, creo que eran unos 20, se desmoronó.Es con estos elementos que veremos los motivos para la creación del G3 ya que a Uribe no le faltaban medios para seguir militarizando a Colombia. El ministerio de defensa recibió la tarea, pergeñada por Uribe, de crear una “Red de Informantes y cooperantes”, dispuestos a actuar en todo el territorio nacional, con el Batallón local de las FF.MM. como Patrón de los sapos, por que esa red uribista sería bautizada como la “Red de sapos”. El ministerio del Exterior dio la orden a todas sus embajadas y consulados en el mundo, de cumplir el decreto formando una “Red de 100.000 amigos de Colombia en el Exterior”, que en texto claro, era la red de espías contra los refugiados políticos de la guerra sucia en Colombia y/o hacer inteligencia contra todas las actividades de solidaridad con la lucha del pueblo colombiano, donde se incluiría también a nacionales en los diferentes países en el mundo. Entre ellos, Suecia.
El jefe de la “Red de 100.000 amigos de Colombia en
el Exterior”, seccional sueca, Ernesto Yamhure, fue
desenmascarado como espía en Suecia en julio 2005
y su carrera diplomática breve fue interrumpida
penosamente. Posteriormente tuvo otro desastre cuando
es desenmascarado como asesor político y amigo
personal de Carlos Castaño, el jefe de los paramilitares.
En una carta con la fecha 18 de noviembre de 2002,
Yamhure hace recomendaciones a Castaño en un
documento de tres páginas cómo actuar en un
proceso con el estado colombiano.
EN ESE PAÍS ESCANDINAVIO, frío y oscuro durante 5-6 meses de invierno, pero hermoso con su primavera donde las flores y árboles explotan en crecimiento y colores, donde también existen tradiciones históricas marcadas en el alma o en la columna vertebral del sueco. Estas, son las tradiciones de solidaridad con los pueblos en lucha. Si nos remontamos al año 1936 recordaremos cuando casi 700 jóvenes suecos, la mayoría comunistas, fueron a defender la República Española, movilizada contra la invasión del general Franco, quien fuera respaldado con alto apoyo militar y logístico, por la aviación alemana  que convirtió en llamas a la ciudad vasca, Guernica.
 
La solidaridad del pueblo sueco
al pueblo español fue no solamente
a través ayuda económica, sino también
de ropas, medicinas y de hombres.
700 jóvenes suecos pasaron el bloqueo
de los países europeos y entraron a la guerra
en defensa a la República. 173 de estos suecos
fueron enterrados en la tierra española.

173 suecos fueron enterrados en la tierra española, uno de los más tristes pero hermosos capítulos de unidad y lucha entre el pueblo español, apoyado por el pueblo sueco. La historia atesora el recuerdo de  esos años.

La enorme solidaridad con el pueblo de Vietnam movilizó a toda una generación de suecos que no descansarían hasta que la victoria militar y politica fuera un hecho. Y lo fue, el 30 de abril de 1975, cuando los genocidas estadounidenses salieron como ratas, derrotadas por los heroicos guerrilleros vietnamitas y el ejército popular de la Patria de Ho Chi Minh.
Las dictaduras militares en el Cono Sur o las semidictaduras al estilo colombiano, encontraron en el pueblo sueco duros enemigos. Los luchadores de Chile, Argentina, Uruguay, Bolivia recibieron la viva y hermosa solidaridad de este pueblo nórdico tan cerca el frío circulo del Polo Norte.
LOS COLOMBIANOS EXILIADOS en Suecia de la Unión Patriótica, del partido Comunista Colombiano, así como colombianos sin partido, pero con el hilo común de querer trabajar para crear esa nueva Colombia donde quepan todos, se organizaron en laAsociación Jaime Pardo Leal, nombre en homenaje al primer presidente nacional de la UP que fuera asesinado el 11 de noviembre de 1987. La oligarquía no permitía que un movimiento popular y de izquierda, surgido como resultado del “Acuerdo de Cese al Fuego, con las FARC, en 1984 en el municipio de Uribe, departamento del Meta, fuera una alternativa de poder y de gobierno. La UP fue asesinada en un genocidio político sin precedentes en América Latina.
Pero la lucha sigue hasta el momento y en Suecia los colombianos comenzaron poco a poco a organizar el trabajo de solidaridad con el pueblo colombiano. Fue fundada ANNCOL, Agencia de Noticias Nueva Colombia. Los otros amigos crearon una emisora radial, Café Stereo y la asociación se abrió hacia la sociedad sueca, creando nuevas redes sociales.
La embajada colombiana, cuando no pudo controlar o dirigir esas actividades, comenzó a registrar a los compañeros y todas las actividades realizadas.
Personalmente, tenia otros planes, como el de establecerme en Latinoamérica con Bogotá como base, sabiendo los riesgos que tenía justamente por los diferentes reportajes “duros” que había hecho desde 1983, cuando entrevisté a Manuel Cepeda Vargas, ese queridísimo director del Voz Proletaria (hoy sólo VOZ), asesinado el 9 de agosto de 1994 por el estado. O las entrevistas con Manuel Marulanda y Jacobo Arena en marzo-abril de 1988, en Casa Verde. El 15 de octubre de 2000, llegué a Colombia para quedarme hasta el 2 de diciembre de 2005.
* * *
El vigilante Silvio Castillo, no tiene nada
que ver con el reportaje. FOTO: D.E.

JUNIO 2005: Casi pegué la cabeza del vigilante cuando abrí la puerta de mi apartamento en el tercer piso del edificio. “Buenos Días, Don Dick”, me dijo con  rostro penoso. Ahora, con el saldo en la mano, entiendo mejor el porque de esa cara penosa del vigilante, así como entendí el motivo de tenerla casi a nivel del llavín.

Volvió a pasar varias veces y me llamaba la atención que los vigilantes acostumbraran a dar sus “vueltas” en la tarde, por los cinco pisos del conjunto donde vivía, en la calle 188 con autopista, prácticamente donde termina Bogotá, en la zona norte de la capital. Era un conjunto con muros altos y dos turnos de vigilantes armados. Varias veces me llamaron por el citófono interno haciendo preguntas irrelevantes o absurdas.
Esos vigilantes ya eran los “Enviados Especiales del G3” y su tarea era la de hacer inteligencia. En la página 270 [1] y 271 [2], los agentes resumen lo siguiente, después de seguimientos el día 7 de junio de 2005:
RESERVADO
RECOMENDACIONES
·         Teniendo en cuenta la importancia de controlar al extranjero DICK
EMANUELSSON por los diversos contactos que tiene y una vez 
establecido su lugar de residencia, se hace necesario para conocer
datos personales tales como quien lo visita, correspondencia
recibida, facturas telefónicas (record de llamadas), si tiene Internet y demás datos de interés se estudie la posibilidad deinfiltrar a dos funcionarios en la empresa de vigilancia “TORONTO DE COLOMBIA encargada de la seguridad del conjunto. Estas personas se encargarían de cubrir EN DOS TURNOS los movimientos del sujeto dentro del mismo y lo informaría a una patrulla disponible que se encargaría de realizar las vigilancias y seguimientos.
El  “infiltrar dos turnos” de vigilantes es cosa fácil. Por lo menos 98% de la vigilancia privada en Colombia,  mueve un descomunal ejército de 300.000 hombres y mujeres, está en manos de generales o coroneles retirados que ejercen un verdadero régimen militar en sus empresas, explotando descaradamente a sus trabajadores, a los que le  son negados los derechos constitucionales fundamentales, como el derecho a descanso, a la jornada de trabajo que muchas veces alcanzan las 72 horas por semana, así como la prohibición a sindicalizarse.
Una llamada del DAS para colocar dos turnos de vigilantes o espías en un conjunto, no encuentra ningún obstáculo.
Leí varios folios de la carpeta de 454 paginas y el 8 de junio, 2005, encontré que me documentaron gráficamente en las páginas 281-282 [2-3], entre el 09.00-09.00 a.m. cuando salí a trotar, cosa que hacia diariamente.
A las 13.30 del mismo día, otra vez fui registrado  por los agentes, cuando salía del conjunto rumbo al paradero del bus para tomar el “alimentador” –bus- que me llevaría al Portal 170 en la autopista, Terminal del Transmilenio.
EN LA PÁGINA 268 [4] los agentes han hecho un cronograma sobre todos mis movimientos de entradas y salidas de Colombia desde el 2001 hasta el 5 de mayo de 2005. Ese día regresé de Ecuador donde había cubierto los sucesos que tumbaron al “mejor amigo de Bush”, Lucio Gutiérrez, el coronel que traicionó al pueblo ecuatoriano que creía que era un uniformado al servicio al pueblo y defensor a la soberanía de Ecuador, pero resultó lo contrario. Fue derrocado el 19 de abril 2005 en una insurrección popular.
Demoré una hora y media desde que había salido del aeropuerto Eldorado, en Bogotá, con rumbo a mi apartamento, cuando entró la primera llamada telefónica: ¡“Si no te vas de Colombia, te matamos, comunista de mierda”!
Es obvio que cuando el agente fronterizo del DAS, en los controles migratorios de la entrada del aeropuerto tecleaba mi número de la cédula colombiana en su computador y tocó el “ENTER”, se activó un tipo de “Circular Rojo” en el comando central de la policía política secreta. Salió, entonces, la orden de hacer la primera llamada y amenaza de muerte.
Este tipo de llamadas se repetiría casi todo el año 2005, a veces 2-3 veces por semana, llamadas que generalmente entraban a las 2-3 de la madrugada cuando uno está con el sueño más profundo y más vulnerable psíquicamente. Confieso que a raíz de esas llamadas, dormí muchas veces, noche por medio.
¿Pero por qué toda esa atención e importancia a un comunicador social que reportaba para un pequeño diario sueco y a veces también colaboraba para el semanario de la central obrera sueca, LO-Tidningen?
CREO QUE EL MOTIVO lo podemos encontrar en los reportajes que con el tiempo fueron cada vez más detallados, con más fundamentos e investigaciones, pero sobre todo, la divulgación cada vez más masiva en el idioma español, especialmente en la agencia de noticias de ARGENPRESS que diariamente tiene un tiraje de 75.000 suscriptores.
Y cuando también me buscaron, quizás por atreverme de cuestionar el poder de Uribe y la oligarquía colombiana, para participar como corresponsal extranjero acreditado en Bogotá en el programa “HORA 20” de Caracol Radio, dirigido por el periodista Néstor Morales, pues el número de la audiencia cambió radicalmente.
 
El periodista Néstor Morales

Los viernes en “Hora 20” éramos cuatro reporteros extranjeros de diferente índole política que comentábamos la noticia del día. Unos eran de la derecha, como el colega español de la agencia EFE, o el mexicano José Antonio Pineda, El otro español, Antonio Alvillana, que es un periodista más independiente y que cuestionaba, muchas veces, fuertemente la politica de guerra de Uribe.

 A los 454 folios de la carpeta del DAS no se le escapó ese programa y lo  notorio, fue la selección POLITICA que hizo el DAS-G3 de los temas de los programas, que en la carpeta fueron trascritas por los agentes secretos. Temas como Paramilitarismo y Uribe o la Tenencia de la tierra, despertó el interés y sospecha del DAS.

EN LA PÁGINA 286, los agentes hicieron un resumen, el 11 de junio de 2005, sobre el programa de ese viernes. Agregaron, incluso, fotos de cuando los integrantes salimos a las 22.00 horas de Caracol Radio a la Calle 7ª. Es el mismo lugar donde Vargas Lleras, hoy ministro del interior, fue víctima de un carro-bomba, donde resulta que su guardespalda del DAS tenía “permiso”, esa noche, después de haber participado en HORA 20, como solía hacer los días jueves. Los agentes resumieron:

RESERVADO
Bogota D,C 11 de junio 2005
Resumen Entrevista con Dick Emanuelson (Suecia)
Programa 1/20 caracol radio
Lo que dijo esta persona en la entrevista, era que el estaba deacuerdo con lo que decía el expresidente  esar Gaviria en su arremetida contra el presidente Álvaro 
Uribe, a pesar que vienen del mismo partido, se refirió a un partido corrupto, que este partido se ha caracterizado por formar varios escándalos en el estado; comenta que la embestida de expresidenteGavina es una estrategia para apoyar la campaña que esta haciendo el precandidato presidencial, Horacio Serpa.

Comenta que el gobierno del presidente Uribe es una mezcla de liberales y  conservadores, es una clase política de la oligarquía colombiana, explica que en Colombia hay una minoría que es dueña del 60% de la tierra en Colombia y que la mitad de ellos son narco-paramilitares; se pregunta por qué en “Colombia se presenta una apatía año tras año, elección tras elección” y la intolerancia del estado contra la oposición.
Ese fue el hilo común entre los 16 periodistas que fuimos objeto de seguimientos por parte del DAS-G3, nuestra forma de cuestionar el poder y en este caso a su vocero político, el señor Uribe.
YA EN LA PÁGINA 3 de la carpeta ilumina la sospecha de los jefes de la contrainteligencia sobre mi persona:
ANTECEDENTE
Identificar y ubicar presunto militante quien al parecer es ideólogo de las FARC una organización terrorista en el norte de la ciudad de Bogotá.
VERIFICACIONES
Se adelantaron vigilancias en el inmueble ubicado en la Calle 188 A No. 46-10 conjunto residencial “Mirandela”, etapa 4, en las. que se pudo confirmar la presencia del posible militante.
Cuando lo leí me dio mucha risa. Sindicar a un sueco por ser “ideólogo” de un movimiento político-militar que lleva casi 50 años de existencia, suena más que ridículo, paranoico.
A FINAL DEL MES DE ENERO DE 2005 viajé a Costa Rica con Tegucigalpa como destino final en Centroamérica. En San José de Costa Rica supe, a través de los contactos,  que el colombiano y médico Hernando Vanegas, exiliado en el país centroamericano desde hacía siete años, entró a la clandestinidad. El médico era viejo amigo desde la década ´60 de Rodrigo Granda, llamado él canciller de Las FARC´. Amistad nacida cuando ambos militaban en la JUCO- juventud comunista colombiana. Y unos diez días antes de mi llegada a Costa Rica, Vanegas fue “visitado” por Jorge Noguera, director del DAS que le chantajeó a Vanegas;
“Si no nos cuentas donde se encuentran los integrantes de la Comisión Internacional de las FARC, no podemos garantizar la seguridad por tu linda esposa que esta estudiando en una institución de San José de Costa Rica”.
Jorge Noguera, el “buen muchacho”,
como lo llamó Uribe

El aviso era más que claro. Un mes antes, el 13 de diciembre de 2003 en Caracas, Rodrigo Granda fue secuestrado por policías venezolanos corruptos en complacencia con agentes del DAS y F2 de Colombia. Granda fue llevado a la frontera colombo venezolana y su “aparición” fue oficializada en la ciudad colombiana, Cúcuta. Chávez reaccionó con furia, pero casi un mes después del secuestro en territorio venezolano del señor Granda.

La situación de Vanegas era bastante complicada. Pero con el respaldo y la ayuda del movimiento popular costarricense y un S.O.S. de ACNUR a países y gobiernos europeos, logró salvar a su familia y a su propia vida, viajando, escoltado por ACNUR, a México con destino final en Suecia donde Vanegas y su familia obtuvieron asilo y estatus de refugiados políticos, por esa organización,
En el Folio 35 están copiadas las dos entrevistas y reportajes que le hice a Vanegas en un hotel discreto en la capital costarricense. Se nota entre  líneas la rabia del DAS, sobre todo después que casi toda la entrevista fuera publicada en el programa de televisión “Noche de RCN”, dirigida por Claudia Gurisatti que no podemos acusar de ser “izquierdosa”.
RESERVADO
INFORMACiÓN DE INTELIGENCIA
Bogotá D.C., 11 de abril de 2005El documento contiene una entrevista realizada en San José de Costa Rica, por DICK EMANUELSSON a “HTV Vanegas” el 01-FEB-05. HVT Vanegas Toloso, médico, exiliado hace 7 años en Costa Rica y amigo de Rodrigo Granda, desde cuando militaban en la JUCO. Vanegas aduce haber sido perseguido por el Departamento de Inteligencia y Seguridad (DIS) de Costa Rica y por el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) de Colombia, quienes lo sindican de ser “embajador” de la guerrilla de las FARC en Centroamérica y tener conocimiento del frente internacional de dicha organización terrorista. En el documento, se hace mención a importante apartes como lo son:
·         La complicidad por parte de ACNUR, para sacar a Vanegas de Costa Rica, evadiendo la seguridad prestada por el DAS (¡SIC!) y la policía de Costa Rica.
·         En el momento de la entrevista realizada por Dick Emanuelsson, Vanegas se encontraba prófugo de la justicia (FALSO).
·         Vanegas es amigo de Rodrigo Granda, desde que compartían la época
miliciana en la JUCO. Además allí conoció gente del M-19, ELN, partido
liberal y conservador, MOIR, trotskistas, maoístas, con los que tuvo
contactos.
·         Rodrigo Granda visitó en varias oportunidades a Vanegas en Costa Rica.
·         Rodrigo Granda se reunió con Rodrigo Leyva en Costa Rica de lo cual tuvo conocimiento y contacto Vanegas(2001, durante el proceso de paz con Pastrana, nota de D.E.).
·         Hace mención al presidente del partido Vanguardia Popular de Costa Rica, Trino Barrantes, partido de izquierda que hizo una denuncia sobre la presencia de miembros del DAS en Costa Rica.

Dos hermanos de Hernando Vanegas fueron asesinados en Colombia por paramilitares y Vanegas mismo estaba en la mira de los agentes del terrorismo de estado. Pero Jorge Noguera no solamente falló de repetir el secuestro en Caracas de Granda, sino también fue confrontado en el programa de Gurisatti & RCN por el hecho de haber intentado chantajear a un colombiano que había escapado del horror en Colombia y se dio cuenta que el mismo horror lo persiguió hasta  Costa Rica.

LA OBSESIÓN del DAS por encontrar alguna pista que pudieran llevar los agentes a la insurgencia armada, se expresó en diferentes formas. Comenzó el seguimiento más alevoso a este reportero, sobre todo después de la publicación de la entrevista con Vanegas, en la televisión colombiana, en el mes de abril 2005. En el Folio 4 se puede leer lo siguiente:
“El día viernes 07 de octubre se desplazo en transmilenio hasta la estación de la 127, seguidamente se dirigió a pie a la Calle 122 con Carrera 20 donde ingreso a un restaurante llamado “Morrillo Mariachi Rumba Bar”. Después de consumir su alimentación se dirigió a una agencia de viajes llamada LAB LLOVO (es LOYD)AEREO BOLIVIANO ubicada en la transversal 17 No. 121-21, lo cual se dedujo que posiblemente realizaría una reserva hacia el sur del continente.
El 12 de octubre, se informa que el ciudadano Dick Thompson, Salió del país a las 3:35 a.m., con destino a Bolivia, utilizando esta aerolínea.
De igual manera se confirmó que el ciudadano Holman Morrisviajó el día martes 11 de octubre, en horas de la noche a la ciudad de Lima por la aerolínea de Avianca y su destino final fue hacia Bolivia. Cabe deducir que el señor Thompson y Holman Morris tengan contactos en dicho país”.

Los agentes tomaron varias fotos de la agencia de viajes (Pág. 9) y fotos cuando salía a trotar.

PERO CUATRO MESES ANTES, el 15 de junio del mismo año, yo tenía programado hacer una gira periodística a cuatro países, en Centroamérica, y de ahí continuar a Estocolmo, Suecia, para reemplazar en la redacción a colegas que saldrían de vacaciones.
 Desde que salí del apartamento hasta que el avión despegó del Eldorado, tuve a los agentes del DAS-G3 pisándome los talones. Pero no solamente me persiguieron, sino que también cometieron una acción terrorista internacional. Leemos en la página 21 lo que reportan a los jefes del DAS-G3 y su máximo representante, Jorge Noguera, el “buen muchacho” de Uribe:
“El objetivo pasó los controles de registro, se dirigió a la sala de espera número nueve en donde inmediatamente llamaron a abordar el vuelo con destino a San José de Costa Rica donde realizó conexión a Tegucigalpa (Honduras), se mantuvo el control mientras realizaba el ingreso al avión, allí personal propia procedió a realizar labores de inteligencia dentro del avión, momento en el cual se aprovechópara ejecutar la operación de sabotaje”.
Escribieron los agentes y anexaron seis fotos del Objetivo en los diferentes lugares del aeropuerto.
Pero lo más grave es que los agentes de la seguridad del estado colombiano no respeten las leyes internacionales y ejecuten lo que ellos describen como “la operación de sabotaje”, que no es otra cosa que una acción terrorista en territorio internacional. Había pasado los controles de migración y de aduana y me encontré adentro de un avión en territorio internacional. Entraron los agentes al avión y borraron con una cinta magnética todos los archivos del computador ubicado en el maletero, arriba de los pasajeros que ya estábamos sentados esperando el despegue del Vuelo Taca con rumbo a Costa Rica.
Ese día los agentes resumían su “misión patriótica” y de “seguridad nacional” con las siguientes palabras propias de un cerebro enfermo y paranoico en página 21:
En consecuencia a las altas medidas de seguridad implementadas por el objetivo se logró establecer que se trata de una persona entrenada para realizar sus propios controles de contravigilancia, tales como la toma de placas de vehículos y descripción de personas que se encontraban cerca de su vivienda en una PC Hand, utilización de espejos y vidrios, el retorno imprevisto, entre otros”.
El 13 de JUNIO de 2005 ENVIÉ UN CORREO ELECTRONICO a Carlos Lozano, director del semanario VOZ, órgano del Partido Comunista Colombiano, colega y viejo amigo. Expresé mis preocupaciones por las constantes amenazas y le conté que estaba por salir del país. Lozano me contestó y el correo fue registrado y documentado en la carpeta.
Como esa “Chuzada” del correo hay por lo menos cincuenta más, artículos enteros llegados por el correo electrónico a mi computador fueron copiados por los notorios agentes del G3. Leyendo la carpeta saco la conclusión psicológica en el sentido que estos agentes se vuelven cada vez más inquietos por la falta de resultados.
 
Vereda Las Liscas Ocaña norte de Santander personas desaparecidas
en Soacha  y posteriormente ejecutadas por la Brigada 15 del Ejercito
Nacional de Colombia. 2010. Foto; Diego Delgado

La obsesión de Uribe de acabar militarmente a la guerrilla, como lo había prometido cuando subió a la presidencia en agosto de 2002, se tornó una expresión de presión a los generales, quienes a su vez comenzaron a presionar a sus subalternos. ¿Y que pasó? Pues comenzaron los “Falsos Positivos”, donde los medios mandos militares empezaron a secuestrar o a engañar jóvenes en los barrios populares que posteriormente fueron fusilados y mostrados como “guerrilleros dados de baja en combate”.

Matar a un periodista internacional tiene un precio y costo político alto, por ello comenzaron el sabotaje, como el realizado contra mi computador que llevaba en el avión. A través de la red de internet, lograron entrar, no solamente para hacer la “Chuzada”, sino para destruir todo el archivo digital de fotos de Latinoamérica. Más de una vez tuve que formatear el disco duro y reinstalar el sistema operativo y los demás programas. Ya a principio de 2005 estaba consciente que tenía una sombra que me seguía. Hice copias de seguridad en un disco externo por lo cual salvé reportajes y fotos de décadas de trabajo.
EL 2005 FUE UN AÑO DURO. Cualquier persona que es despertado por el teléfono a las 2-3 de la madruga y amenazado de muerte, sufre. Por eso hice tres giras largas por el continente latinoamericano y dos meses en Suecia, trabajando en la redacción. Regresando a Colombia en el apartamento duró apenas una o dos horas. Comenzaron nuevamente, las llamadas. Era notorio que se había decidido cerrar las puertas como sea para que no siguiera con mi corresponsalía desde Colombia.

A las 7.20 una mañana con neblina y llovizna regresé de mi trote. Era a final del mes de noviembre. Entré al parque, ubicado media cuadra del portón del conjunto donde alquilaba el apartamento. Arriba de un pequeño peatonal & puente, una posición donde tenia un control de las tres entradas al parque, vi a un señor de aproximadamente 30 años. En su mano tenía una cámara de video. Cuando me vio, el tipo levantó la cámara, me enfocó y comenzó a filmar. La rabia me subió por las venas, regresé y lo encaré preguntándole por qué me había filmado. Por supuesto, lo negó. Inmediatamente lo obligué a borrar lo grabado.

Al menos eso crei, porque en las pagina 301 me tiene enfocado cuando entré corriendo al parque.
Para los colegas y amigos colombianos, esa filmación era una abierta advertencia del DAS o quien fuera en ese momento. Se suponía que si hacía eco de la amenaza de dejar Colombia, encontraría otra suerte.
Y así fue. El 2 de diciembre de 2005 dejé ese hermoso país y su noble pueblo que me habían brindado experiencias inolvidables.
* * *
EL PECADOR TOMA SU TIEMPO pero al final despierta, como dice el dicho sueco. ParaJuan Gossaín, el viejo y prestigioso periodista y director del canal de Radio-RCN, el escándalo del DAS-G3 fue demasiado.
Juan Gossaín, Radio-RCN

El 15 de abril de 2010 dijo que no salía de su “perplejidad”. Estaba horrorizado sobre lo que había leído de documentos filtrados de la fiscalía colombiana y algunos de los archivos del DAS-G3, decomisados por la fiscalía. Por fin abrió los ojos ese veterano del periodismo colombiano, enfocando su visión hacia ese establecimiento que había defendido durante décadas, entendiendo al fin que había sido manipulado, engañado.

Por fin comprendió el carácter terrorista del estado colombiano y sobre todo, la actuación de los agentes y jefes del DAS.
Las operaciones “Amazonas”, “Transmilenio”, “Bahía”, “Halloween”, “Arauca”, “Intercambio”, “Risaralda” “Internet”, “Canela” y “Europa” tenia como tarea la de ensuciar y neutralizar a cada uno que se atreviera a cuestionar y confrontar la politica de guerra del régimen de Uribe, a través de generar vínculos con las FARC.
Algunos ejemplos sobre las operaciones, que mencionó Gossaín, leyendo documentos de la fiscalía:
DAS
Dirección General de Inteligencia, Subdirección de Operaciones, 2005.
OPERACIÓN AMAZONAS:
Objetivo:
 promover acciones en beneficio del Estado para elecciones de 2006.
Blancos: partidos políticos opositores al Estado y Corte Constitucional.
Frente Social y Político, Carlos Gaviria: generar vínculos con FARC.
Partido Liberal, Piedad Córdoba: generar vínculos con las AUC. Serpa: generar vínculos con el ELN.
Petro: generar vínculos con FARC. Navarro: generar vínculos con M19 y narcotráfico. Borja: Infidelidad sentimental. Samuel Moreno: desfalcos financieros.
OPERACIÓN RISARALDA:
Objetivo:
 generar división entre altos funcionarios de Redepaz, Ana Teresa Bernal.
Desprestigio y sabotaje: comprobar actividades ilícitas de funcionarios para obtener prebendas económicas por obtención de asilo político. Comunicados desvinculación de protección del DAS.
OPERACION HALLOWEEN:
Objetivo:
 concientizar sobre la ideología comunista.
Estrategia: desprestigio.
Libros 10.000, 7620 entregados. 
OPERACIÓN TRANSMILENIO:
Objetivo general: 
neutralizar las acciones desestabilizadoras de las ONG en Colombia y el mundo.
Objetivo específico: vínculo con organizaciones terroristas para judicialización.
Operacion imprenta: impedir la edición de libros EA y otros.
Estrategias sabotaje y presión: camiones de distribución, guerra jurídica.
OPERACIÓN ARAUCA:
Objetivo:
 establecer vínculos entre el CCAJAR [Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo] y el ELN.
Acción: sabotaje, intercambio de mensaje con cabecilla que será encontrado en documentos.
Organizaciones internacionales fueron también objeto de persecuciones
OPERACIÓN INTERCAMBIO:
Objetivo: 
neutralizar influencia de opositores en Cumbre Interamericana de DDHH en Costa Rica, mediante alianza con servicios extranjeros (como el DIS de Costa Rica, que facilitó el encuentro de Noguera con Vanegas. Nota D.E.), guerra jurídica, comunicados y páginas web.OPERACION EUROPA:
Objetivo:
 neutralizar influencia en el sistema jurídico europeo, en la Comisión de DDHH del Parlamento Europeo, en la Oficina de la Alta Comisionada de DDHH, gobiernos nacionales.Acción: comunicados y denuncias, guerra jurídica, páginas web.

Estas tareas no se pueden calificar como otra cosa que TERRORISMO DE ESTADO EN ACCIÓN. Y para Gossaín, fue demasiado y con furia en su voz resumió en su editorial  una mañana ante centenares de miles de radioescuchas colombianos en RCN:

“Esto no son “chuzadas”, esto es el espionaje más horrendo, asqueroso y repugnante del mundo, con atentados terroristas, como dicen ahí, incluso atacando camiones que reparten libros, con desprestigiar a las personas, con ataques a sus familias. Esto no son “Chuzadas”, señores, esto es muchísimo más grave que eso. Esto es un plan, de un organismo de Estado, para acabar con el país.
¿Quién le dijo al DAS, quién les dijo a los funcionarios del DAS que opinión es delito? ¿Quién le dijo al DAS, quién les dijo a los funcionarios del DAS que el Estado y el Gobierno son lo mismo? Por ejemplo aquí dice; ´establecer vinculos con delincuentes de parte de opositores del Estado´. ¡No! En una democracia, la gente tiene derecho a oponerse al gobierno, sea cual sea el gobierno.
Los colombianos tenemos derecho a saber quién fue el que intentó convertir a nuestro país en un Estado de policías y de terroristas del Estado (…) ¿Quién fue el que concibió el macabro plan de perseguir a opositores, reales o imaginarios, como si fueran delincuentes? ¿Quién está atrás de esto? ¿Tres detectives del DAS? ¡No me hagan reír! (…) Queremos saber si el DAS es una institución respetable del Estado o es una cueva de bandidos. Esto no lo hacen sino los bandidos: perseguir a los demás, poner bombas para hacer creer que fue la oposición (…)”
About these ads

Los comentarios están cerrados.