Itaipu recibió paneles solares para comunidades indígenas

Alfega

Este jueves 13 de enero, la Fundación Celestina Pérez de Almada, entregó a la Itaipu Binacional, 25 paneles solares que serán instalados en las comunidades indígenas del Chaco Paraguayo. El acto se llevó a cabo en el edificio C2 de la Itaipu Binacional en Asunción.

La Fundación Celestina, a cargo de su presidente Martín Almada, realizó una donación de 25 paneles solares procedentes de España, gentileza de la Empresa Española Helios Energy Europa. Mediante esta nueva donación, 5 comunidades más serán beneficiadas con el proyecto de generación de electricidad a partir de la energía solar.

La dirección de Energías Renovables de la Itaipu Binacional, conjuntamente con el Instituto Nacional de Tecnología y Normalización (INTN) trabajan en el proyecto de energización de 10 comunidades indígenas del Chaco. Con esta donación suman un total de 15 las comunidades indígenas beneficiadas con electricidad a partir de ésta energía renovable.

Durante el encuentro, el director General, Gustavo Codas, indicó que estos proyectos refuerzan el compromiso de la Itaipu con la política del Gobierno Nacional, que busca desarrollar e incentivar el uso de las energías renovables. Indicó que existe un compromiso de trabajar en forma articulada con las Instituciones del Estado Paraguayo.

“La instrucción del Gobierno fue la trabajar en alianza con todos los organismos, como este caso de la Fundación Celestina comprometidos con una política social que alcance a los sectores vulnerables y desprotegidos del país, comprometidos con la soberanía nacional, que es una insignia de este gobierno, pues sabemos que si no atendemos a las poblaciones y a las regiones más distantes de nuestro país, la soberanía sobre el territorio no esta garantizada”, subrayó Codas.

“En este pequeño proyecto se condensan varias cuestiones importantes que tenemos que expandir, profundizar, trabajar y una dimensión que me parece fundamental y que a veces pasa desapercibida. Un enfoque diferente que es la tecnología asociada a la política social, lejos de una visión o de un enfoque tecnocrático. Un enfoque de los técnicos asociados a la necesidades del pueblo y de la gente, que es toda una dimensión que debemos trabajar cada vez más”, adujo Codas, al tiempo de concluir, “Este trabajo es un buen comienzo, pero hay mucho por hacer. Mucho esfuerzo y compromiso que debemos poner para que esto se transforme y ayude a transformar nuestro país”, puntualizó.

Por su parte, el coordinador de Energías Renovables de Itaipu, Luis María Fleitas indicó que la entrega de los paneles es la culminación de un proceso iniciado hace unos meses, con la Fundación Celestina Pérez de Almada. Aclaró que los 25 paneles solares donados no consiguieron pasar por el control de calidad, pero que ello no disminuye el gran porcentaje de eficiencia técnica que posee, pues se trata de paneles de altísima calidad. Adujo además que el proyecto pasaría a formar parte del convenio que la Itaipu, conjuntamente con el Instituto Nacional de Tecnología y Normalización llevan a cabo y que se encuentra actualmente en la Cámara de Diputados, para su aprobación final. El costo de dicho proyecto es de 250 mil dólares.

“Queremos que este proyecto se constituya en fuente de trabajo”

Martín Almada, presidente de la Fundación Celestina Pérez de Almada calificó como hecho histórico la articulación conjunta que se da entre el Estado Paraguayo y la sociedad civil, para la concreción de los trabajos de energización de las comunidades indígenas en zonas donde no tiene acceso la ANDE.

“La más alta tecnología se va a simplificar para llegar a nuestros hermanos aborígenes, para que ellos tengan luz, y puedan hacer alfabetización, puedan realizar sus artesanías, y además tengan la posibilidad de tener una heladera, radio, televisión y puedan generar otras fuente de trabajo. Nosotros nos sumamos a esta gestión que comenzó Itaipu con el Instituto Nacional de Tecnología y Normalización”, sostuvo.

Almada señaló además que el Ministerio de Defensa Nacional, implementó una nueva oficina llamada Casco Verde, abocada al control del terreno de los trabajos en las áreas medioambientales del Chaco. Entre sus labores está la educación ambiental y la protección de los trabajos en las zonas vulnerables, a fin de evitar robos o mal manejo de los recursos implementados para el cuidado del medio ambiente. Indicó que ésta nueva área militar colaborará con dicho proyecto de energización en las comunidades indígenas.

“Queremos que este proyecto se constituya en fuente de trabajo, tales como para secar frutas tropicales y servir como merienda a las escuelas, secar plantas medicinales, ya que en la India piden plantas medicinales de Paraguay”, sostuvo Almada.

“La educación en transferencia de energía es muy importante”
Por otra parte, el director General del Instituto Nacional de Tecnología y Normalización Mario Leiva, indicó que la educación en la transferencia de energía es un componente muy importante, puesto que no se trata unicamente, de colocar los paneles solares, sino que comienza por la educación, desde la explicación del funcionamiento, hasta la capacitación para el mantenimiento preventivo de dichas herramientas de energía solar. “ Detrás de esto hay toda una educación. Estos trabajos son el inicio de un proceso muy favorable para nuestra gente y va a llegar a buenos resultados”, adujo.

“Con este proyecto se puede consolidar el proceso de cambio”
Lino Trinidad Sanabria, miembro Técnico de la Fundación Celestina Pérez de Almada, subrayó que con este proyecto se puede consolidar el proceso de cambio que empieza a vivir el país. “Ojala estos trabajos se repitan y vayamos aumentando los aportes para que la energía llegue en cantidad suficiente, necesaria a nuestros hermanos del Chaco. Vale la pena el esfuerzo de la sociedad civil, cuando se mancomuna con el esfuerzo que puede poner el Estado Paraguayo para este tipo de emprendimientos”, indicó.

“La atención a los pueblos indígenas es uno de los objetivos del Gobierno”
El viceministro de Defensa Nacional, Francisco Ortíz, manifestó sentirse orgulloso de poder ser participe de un proyecto que beneficiará a la población más necesitada del país. “Es un trabajo que desde el principio fue uno de los objetivos del actual Gobierno: la atención al pueblo indígena, con la luz eléctrica que traerá otros progresos”, señaló.

“Nuestro cuartel está por todo el territorio, la fuerza armada está iniciando el batallón de Casco Verde, abocado a la defensa del medio ambiente, tanto para la parte operativa, como también la parte educativa y la parte preventiva del cuidado de nuestros recursos. Estamos a disposición de todos los recursos materiales y humanos que podemos apoyar desde las fuerzas armadas”, sostuvo.

Publicado em ITAIPU BINACIONAL (http://www.itaipu.gov.py/)

SC

About these ads

Los comentarios están cerrados.